El lunes 22 de febrero, a partir de las ocho de la mañana, lxs adultxs mayores de 80 años que tenían turno se fueron acercando al Club Mitre y al Corralón de Floresta para recibir su primera dosis de la vacuna contra el coronavirus.

 

 

Escribe: Perla Natalia Castillo

 

 

Si bien el clima no acompañó, la mayoría de las personas se acercaron respetando su turno. Ninguna tuvo que esperar bajo la lluvia y no hubo mayores demoras para recibir la primera dosis.

 

 

El turno lo sacaron por la página web y quienes vieron el sistema colapsado optaron por llamar al 147, el cual también presentó demoras. Sin embargo, luego después de varios intentos, la gente pudo ir inscribiéndose.

 

 

En cada una de las sedes fueron asignados 140 turnos diarios, lo que a nivel Ciudad, representará un total de 40 mil personas vacunadas en los próximos días.

 

 

Imagen. Corralón de Floresta (Gaona 4660), reacondicionado como una de las sedes de la Comuna 10 para aplicarse la vacuna.

 

 

 

Personal encargado de la organización en El Corralón de Floresta, en diálogo con Nadie nos invitó, aseguró que muchxs inscriptxs no asistieron a su turno dado que el clima no acompañaba y al ser adultxs mayores se les pudo haber complicado llegar, en caso de tener alguna dificultad motriz.

 

 

Quienes salían de vacunarse estaban contentxs de haber llegado a esta instancia, como es el caso de Oscar, que dijo haber quedado asombrado por la rapidez para ser atendido.

 

Irene, otra señora que se acercó con su hija y su nieta estaba contenta al salir y aseguró que no había sido dolorosa la aplicación de la vacuna.

 

 

Entre aguacero y vacunas transcurrió la mañana en el Corralón de Floresta y en simultáneo el Club Mitre también tenía sus puertas abiertas para recibir a lxs mayores de nuestra comuna para inmunizarse del virus que tiene en jaque al mundo entero.

 

 

Imagen. Irene y su nieta, luego de que le aplicaran la primera dosis de la vacuna

 

 

 

En nuestra recorrida por las postas, Nadie nos invitó llegó al Club Mitre, donde nos encontramos con lxs Juntistas Mauro Pedone, Yanina Arias y Fernando Moya, quienes estaban acompañando en la jornada a nuestrxs adultxs mayores.

 

 

“Estamos muy contentos que comenzó la vacunación porque había muchas expectativas de parte de los adultos mayores y por suerte arrancamos”, aseguró el presidente de la Comuna 10, Mauro Pedone.

 

 

Por su parte, la comunera Yanina Arias, ratificó que lxs adultxs mayores esperaban con ansiedad este día y aseguró que la jornada se estaba llevando adelante con normalidad. A su vez, comentó que estaban conversando con lxs trabajadorxs del Gobierno de la Ciudad y que todavía falta ajustar algunas cosas.

 

 

“Hay trabajadoras y trabajadores que están en el Corralón de Floresta que comentaron que hoy sólo eran 10 personas cuando tendrían que ser 16 y no pueden tomar descanso. Entendemos que las primeras jornadas van a ser complicadas, pero estamos muy contentos y esperanzados de poder llevar adelante este proceso de vacunación”, mencionó Arias.

 

 

Fernando Moya resaltó la emoción en lxs adultxs mayores y dijo que van a seguir recorriendo las postas.

 

 

“Vamos a seguir recorriendo y dando una mano en lo que haya que corregir y haciendo las observaciones para dar mejorar, ese es nuestro objetivo y es la línea política que nos trazó nuestro presidente, que estemos trabajando juntos con el Gobierno de la Ciudad” declaró el comunero.

 

 

Imagen. Los juntistas Fernando Moya, Yanina Arias y Mauro Pedone en la puerta del Club Mitre

 

 

 

El recorrido vacunatorio de Nadie nos invitó llegó a su fin cuando tuvimos la palabra de Stella Maris Pita Castillo, apoderada y tesorera del club Mitre, quien nos recibió con mucho entusiasmo y estaba muy contenta de la jornada que se estaba llevando adelante en el espacio que ella integra.

 

 

Para Stella es muy importante que el club pueda abrir sus puertas para vacunar a las vecinas y vecinos del barrio. “Acá realmente viene la gente del barrio y es importante porque de esta pandemia no se sale sin vacuna y que el club a partir de sus 100 años pueda participar de este evento es fundamental, es como un broche, porque no pudimos hacer la fiesta de los cien años pero hacemos la fiesta de la vacunación” declaró para este medio.

 

 

Imagen. Stella Maris Pita Castillo, apoderada y tesorera del club Mitre.

 

 

Cerramos esta jornada con la alegría de saber que una parte de nuestrxs adultxs mayores cuentan con la tranquilidad de emprender un camino de inmunidad en esta pandemia que lxs mantuvo encerradxs casi un año para preservar sus vidas.

Ver articulo completo en : www.nadienosinvito.com.ar