Connect with us

Comuna 10

Una artista, un barrio, una obra | Se presentó Mujeres de Floresta, libro que reúne las esculturas de María Claudia Martínez

Published

on

“La importancia de estas mujeres está dada por lo que hicieron ellas para la comunidad. Principalmente lo que quería es que haya un arte local. Pienso que el neoliberalismo que tenemos en la Ciudad de Buenos Aires va imponiendo modelos cada vez más fuertes, más cerrados y más vaciados de contenido. Por lo tanto, cuando yo hice esta serie, tenía la necesidad de plasmar una realidad y también observado desde mi rol docente, me di cuenta que en la Argentina tenemos una falencia en lo que es el arte, porque no tenemos artistas que nos representen”, explicó Martínez en la presentación.

 

 

Escribe: Perla Natalia Castillo

 

 

El último sábado del mes de julio la Sociedad de Fomento Manuel Belgrano, ubicada en la calle Tres Arroyos 3861 en el barrio de Floresta, se transformó en una galería de arte.  La artista popular María Claudia Martínez presentó su libro donde cuenta el proceso escultórico que llevó adelante para homenajear ocho mujeres anónimas de la Comuna 10 que son parte de la vida política y cultural de nuestros barrios.

 

 

El evento contó con la presencia de seis de las mujeres y dos mandaron un video dejando sus palabras para quienes se hicieron presentes esa tarde.

 

Las ocho esculturas estuvieron circulando por varios lugares, entre ellos la Legislatura Porteña y la artista resaltó que fueron realizadas para que estén presentes en el espacio público.

 

 

Imagen. Presentación del libro Mujeres de Floresta. En el Centro, sosteniendo un ejemplar, María Claudia Martínez.

 

 

 

María Claudia conoce a las mujeres desde el 2001 y fue la historia la que las fue uniendo y en el 2014 ella tuvo la necesidad de hacer una obra que visibilizara la lucha de las mujeres y todo lo que estas mujeres hicieron por el barrio de Floresta y que ha trascendido.

 

 

“Ser docente y artista me ha dado una posibilidad de lograr un arte que tenga que ver con el pueblo. Yo estoy buscando una manera de expresión que le llegue a las personas, por eso quería hacer docencia también con estas obras, por eso elegí el realismo y eché mano a una parte de mi oficio que es el modelado en arcilla, la figura humana y el retrato”.

 

 

La artista consideró que era necesario representar a las ocho mujeres tal cual son, con el fin de generar intriga e interés en alquellxs que no la conocen, para que se puedan preguntar quiénes son y por qué estaban siendo representadas en esculturas. Para María Claudia, la importancia de las mujeres está dada por lo que hicieron para el barrio

 

 

“La importancia de estas mujeres está dada por lo que hicieron ellas para la comunidad. Principalmente lo que quería es que haya un arte local. Pienso que el neoliberalismo que tenemos en la Ciudad de Buenos Aires va imponiendo modelos cada vez más fuertes, más cerrados y más vaciados de contenido. Por lo tanto, cuando yo hice esta serie, tenía la necesidad de plasmar una realidad y también observado desde mi rol docente, me di cuenta que en la Argentina tenemos una falencia en lo que es el arte, porque no tenemos artistas que nos representen”.

 

 

El libro es una manera de plantear la necesidad de un arte más cercano a nosotrxs y por eso esta obra se basó en el barrio de Floresta. La escultora comprendió que no se necesitaba ir muy lejos para pensar en plasmar una realidad, ya que Floresta es un micro-mundo muy interesante donde pasan muchas cosas.

 

 

Imagen. María Claudia Martínez (izq.) junto a Yanina Arias (der)

 

 

En la presentación estuvo junto a María Claudia Martínez, la Comunera Yanina Arias, a quien la escultura le agradeció su presencia y resaltó la importancia de la cercanía de lxs actores políticxs porque hace sentir que ya no estamos tan solxs dando la batalla cultural.

 

La comunera también agradeció el momento compartido y resaltó la importancia de construir nuestrxs espacios, entendiendo que el mercado y el capitalismo trabajan para desarmar nuestra identidad.

 

“Me parece un dato no menor esta irrupción artística intentando generar espacios que mejoren nuestra comuna, que llamamos Comuna de la Memoria, donde podamos encontrar nuestros afectos y nuestra historia, sino que también podamos reconocernos». 

 

En busca de que los seis barrios que conforman la Comuna 10 conozcan a estas ocho mujeres y su historia, Yanina Arias se comprometió a trabajar cada día hasta lograr el emplazamiento de estas esculturas que la artista creó para ser parte de nuestra identidad cultural.

 

Las mujeres que quedaron inmortalizadas por María Claudia Martínez son:

 

Anahí Aizpuru, socióloga y militante popular de la Asamblea de Floresta.

 

Gabriela Alonso, actriz, docente, coordinadora del centro cultural La casita de la Selva.

 

Dora Egber, psicóloga e integrante de la Asamblea de Floresta.

 

Dora Grieco, profesora de historia e integrante de la Asamblea de Floresta.

 

Silvia Irigaray, mamá de Maxi Tasca, una de las víctimas de la masacre de Floresta, fundadora de Madres del Dolor y colaboradora en el INCUCAI.

 

Silvia Márquez, educadora popular y su compañero fue detenido y desaparecido en la última dictadura cívico militar.

 

Mabel Sampaolo, docente, integrante de UTE y de la Asamblea de Floresta.

 

Ver articulo completo en : www.nadienosinvito.com.ar

Trending