Connect with us

Comuna 11

Luciano Saracino, el escritor de Villa del Parque: “El barrio es mi mirada y mi alma”

Published

on

Hablamos con Luciano Saracino, el escritor de Villa del Parque, que tiene al barrio en su mirada a la hora de observar a su alrededor, y en su alma a pesar de haber vivido en otro barrio u en París, Francia.

Saracino nació en Buenos Aires y se dedicó a escribir libros; tiene escritos más de ochenta. Además, se realizaron traducciones a varios idiomas de sus obras y por ellas obtuvo varios premios en Argentina, España y Uruguay.

Si hay algo que no se puede decir de Saracino es que no es un ciudadano originario de Villa del Parque: Luciano vivió en Helguera 2828, Melicué 2815, Argerich y Marco Sastre, Campana y Terrada, Belaustegui y Helguera, y en cada esquina “construyó un relato”, como indica en un pasaje de la entrevista.

Entre sus trabajos principales, se destacan los guiones para las historietas Historias del olvido, publicada en España por la editorial Dolmen en 2007, y para la misma editorial publicó Corina y El Pistolero, en 2009. Ese mismo año escribió Había una vez un Dragón para la editorial Cántaro en Argentina. También escribió el guión para televisión la serie Germán, últimas viñetas basada en la vida de Oesterheld, y en cine, junto a Ricardo Romero, escribió Necronomicón.

“He sido docente, he trabajado de todo, pero desde hace algunos años solo escribo: escribo cuando sale y cuando se necesita”, explica Saracino, sobre su labor de escritor, en diálogo con villadelparqueinfo.comar. A continuación, la entrevista completa.

Tuviste muchas mudanzas dentro del barrio, ¿tienen algún hilo conductor las mudanzas?

“Las mudanzas construyen un relato y van generando un escenario. Una aclaración, también viví en París, pero… ¿dónde sucede la historia de mi vida? Si camino desde Argerich y Belaustegui, hasta Argerich y Nogoya, ahí te hago una línea recta donde dibujo el escenario de mi vida entre esas dos esquinas. También puedo nombrar la calle Terrada, El Castillo Embrujado, el autocine abandonado donde los pibes entrábamos a revisarlo, Agronomía, y otros escenarios construyen el relato de mi vida. ¿Y cómo no vas a crear un escenario para un relato? Tenemos un barrio que tiene animales colgando en una universidad, que tiene al lado un barrio enredado como Parque Chas, un barrio en el que vivió Cortázar, una estación centenaria que permanece tal cual fue, una avenida por la cual pasan camiones en el medio de la ciudad, y todo eso construye un relato de mis muchas mudanzas”.

¿Qué te llevó a mudarte a París, y cómo fue tu experiencia?

“París es una isla en el medio de mi historia: como todo viajero alguna vez naufragué, y en París encontré un lugar cuando yo no era de ninguna parte. Allá viví en un barrio negro y musulmán, algo así como un barrio periférico, y era el único hombre blanco en medio de un universo enorme. Además, no hablaba el idioma, y trabajaba para acá (Buenos Aires), donde era guionista de cine y de televisión. En París, construí otro relato: escribí en los lugares donde estuvo Cortazar, recorrí un París que no es el recorrido habitual, comí comidas típicas en bares tipo bodegón, estrené películas escritas por mí en el cine Le Cle. En resumen, en París fui feliz e infeliz”.

¿Por qué empezaste a escribir libros y cuentos?

“El barrio tuvo mucho que ver en mi escritura: mi mamá es docente y me leía cuentos todas las noches, y mi papá empleado bancario pero con una gran biblioteca de historietas. Con este contexto, era imposible no entrar en el mundo de la escritura, al tener revistas como Humor, las Fierro, crecí en una casa donde se amaba la literatura. Además, junto a mi amigo Luis, y con guitarra al hombro, caminamos las calles de Villa del Parque y escribimos canciones allá por los ’90 sobre temas de amor, de protesta, fui niño en Villa del Parque y eso no me lo saca nadie. Villa del Parque es ese lugar que se vuelve corazón y construye. Los que vivimos acá nunca salimos de esa niñez, fue muy fuerte, y nos fundó a todos”.

¿Te definís como ciudadano de Villa del Parque?

“Totalmente: no me banco mucho al porteño, nunca me sentí ni me dije porteño en ninguna parte del mundo. Soy argentino y soy de Villa del Parque, eso sí me define. Al ser del barrio tengo una mirada especial y por más que he vivido en otros barrios, siempre seguí en esas esquinas de Villa del Parque. Soy ciudadano de este barrio, y cuando escribo lo hago desde acá porque mi voz nació en este barrio”.

En tu viaje por París, ¿encontraste algo similar a Villa del Parque?

“Encuentro algo del barrio en cada lugar que visito, y lo miro con mi mirada que es la de Villa del Parque. Entonces, algo siempre me encuentro que me remite al barrio: una teja, un perfume, un sonido. Ahora, ¿existe un lugar como Villa del Parque en cualquier otra parte del mundo que no sea Villa del Parque? No, Villa del Parque es de aquí y aquí se queda, protegiendo mi infancia”.

La entrada Luciano Saracino, el escritor de Villa del Parque: “El barrio es mi mirada y mi alma” aparece primero en villadelparqueinfo.com.ar.

Leer nota completa en: www.villadelparqueinfo.com.ar

Trending