La Policía de la Ciudad de Buenos Aires llevó a cabo este lunes la incineración de más de cuatro toneladas de marihuana secuestrada en dos operativos realizados en junio y agosto de este año.

La marihuana, que fue secuestrada en los operativos «Aserradero Verde» y «Malvinas Argentinas», fue incendiada en el cementerio de la Chacarita, donde la suma da un total de 4.365 kilogramos de marihuana, sumando ya más de 6.000 kilogramos de estupefacientes destruidos en lo que va del año por la Policía de la Ciudad. El acto estuvo supervisado por el comisario inspector Enrique Villarruel, jefe del Departamento Prevención Social de las Toxicomanías, de la División de Lucha contra el Tráfico y Venta Ilegal de Drogas.

El primero de los dos grandes procedimientos, fue realizado en junio de este año, denominado como “Aserradero Verde”, en el que se incautaron 1.950 kilogramos de marihuana, valuados en un valor de mercado de aproximadamente 35 millones de pesos, en un galpón de General Rodríguez.

Como una continuidad de las investigaciones se llegó en agosto, dos meses después al segundo operativo, el denominado “Malvinas Argentinas” por hacerse en ese partido del noroeste bonaerense, donde efectivos de Brigada de la Comuna 4, con la colaboración de Precursores Químicos, incautaron 2.400 kilogramos de marihuana en un predio de cuatro hectáreas, además de armas de fuego, y se detuvo a tres personas de nacionalidad paraguaya.

El allanamiento fue realizado durante la noche, una vez que el Juzgado de doctor Ariel Lijo dio la orden correspondiente y ni bien ingresó uno de los vehículos utilizados por la organización.

Enrique Villarruel declaró que: «Esta es una quema de droga de varios procedimientos, dos de relevancia, con aproximadamente dos toneladas de marihuana cada uno, realizados por la Dirección de Lucha de Drogas y la División de Brigadas de Prevención de la Comuna 4, uno en la localidad de General Rodríguez y otro en Malvinas Argentinas»,

Ver articulo completo en : www.donadoholmberg.com.ar.com.ar