El hecho ocurrió en Recoleta. Los delincuentes ingresaron al comercio y amenazaron al dueño con una escopeta.

En horas de la tarde un kiosquero fue sorprendido por dos hombres que ingresaron a su local ubicado en la calle Junín al 1000 y tras amenazarlo con un arma de grueso calibre intentaron robar la recaudación del día. Al no poder lograrlo se dieron a la fuga.

Un agente de la Comisaría Vecinal 2 B de la Policía de la Ciudad abocado al UBG (Unidad Básica de Gestión) de la zona, observó el momento en que los sospechosos salieron corriendo del lugar y detrás de ellos el damnificado.

Rápidamente irradió el alerta por robo con autores en el lugar y comenzó a perseguirlos, avisando por frecuencia por dónde huían los sujetos.

Así fue como personal afectado al servicio M.A.R.Ta. y  del DOUCAD  que se encontraban cerca, al escuchar lo ocurrido se dirigieron a las inmediaciones y lograron detener a los ladrones en la calle Ayacucho al 1100.

Los delincuentes, de 51 y 26 años con domicilio en la Provincia de Buenos Aires, fueron identificados y requisados en presencia de testigos.

Uno de los oficiales había notado que mientras escapaban se habían descartado de una mochila que fue recuperada, encontrando en su interior una escopeta recortada con un cartucho calibre 16 en la recámara.

Tras dar aviso a la Fiscalía Criminal y Correccional N°14 a cargo del Dr. Madrea y al Juzgado Criminal y Correccional N°39 del Dr. Fernández, éstos ordenaron el traslado de los imputados a la alcaidía correspondiente y el secuestro de los elementos encontrados.

Además, tras dar contención a la víctima, se le solicitó dirigirse a la comisaría para radicar la denuncia, donde declaró que habían querido forzar la caja registradora mientras lo amenazaban de muerte, pero que al no poder se fueron sin llegar a robar nada.

La causa fue caratulada como tentativa de robo, asalto a mano armada.

Leer nota completa en : www.chacanews.com.ar