VIBRA POR ATLANTA, VIVE EN FLORESTA Y SE APASIONA CON LOS NÚMEROS

En la fotografía, se lo ve posando con la camiseta de Atlanta. Como paisaje de fondo, el verde y el cemento de la ciudad española de Valencia se asocian, muy lejos de Floresta, el barrio en el que vive Héctor Osorio.

«Con esa camiseta fui a ver a Messi en el Camp Nou, contra Málaga», cuenta el entrevistado. Aquel viaje por el continente europeo y precisamente, su visita a Barcelona, la hizo hace casi tres años.

Nacido el 3 de febrero de 1951 en la Ciudad de Buenos Aires, Osorio es uno de los tantos seguidores de deportes, que, como pasatiempo, se inclina por recopilar datos numéricos. «Me encanta el fútbol y sobretodo, soy apasionado de las estadísticas», cuenta, añadiendo información de cómo empezó a desarrollar su hobby: «Allá por el año 1970 empecé anotando en un cuaderno que aún conservo, los resultados de mi querido Atlanta, al principio, solo los resultados, luego fui incorporando los goleadores, incidencias, recaudación, etc».

Los años transcurrieron y aquellos cuadernos que en una época parecían imprescindibles, le cedieron su lugar a un sistema más práctico de recopilación: «Con el paso del tiempo y las nuevas tecnologías todo fue más accesible para la carga de información. Hoy junto con otro loco de las estadísticas contamos con dos bases que contienen resultados y jugadores de todas las categorías», comenta Héctor, que es miembro del Centro para la Investigación y la Historia del Fútbol.

«La idea es incrementar lo que ya tenemos con la carga de datos del amateurismo, copas internacionales y Selección Argentina, entre otras cosas. Como proyecto a futuro, está la carga de las síntesis de los partidos, pero para esto mi amigo está estudiando una futura base SQL, con la que se pueda almacenar un caudal de información que lo sostenga. Siempre me plantee la posibilidad de dejar de hacerlo sólo como hobby, pero todavía no me decidí, es un tema pendiente”.

A continuación, evoca un parte de su vida en la que dos publicaciones deportivas habían cobrado enorme protagonismo: «Para mí era una obligación, todos los lunes a las 21 hs., acercarme al kiosco a comprar la Sólo Fútbol y El Gráfico, sin esperar al martes, que era el día de salida habitual de las revistas». En la actualidad, Héctor ha podido vincularse al mundo de las publicaciones, pero desde otra perspectiva: “Puntualmente, hago la digitalización de todas las revistas, libros, diarios deportivos que pasen por mis manos. Es algo que se viene madurando para el futuro, tiene una búsqueda muy ágil y practica”.

Osorio cuenta que desde hace un tiempo, puede abocarse a las estadísticas con mayor profundidad: «Actualmente estoy jubilado, por consiguiente tengo tiempo suficiente como para dedicarle a mi hobby y proyectar algún viajecito, aunque en estos tiempos de cuarentena está todo frenado. Por eso, mi disponibilidad se la dedico a esto, full time».

Leer nota completa en : bacn.com.ar